jueves, 5 de febrero de 2009

Cine Clásico: Altered States (1980)

Por lo general encuentro fascinante el trabajo del británico Ken Russell, aunque admito que su denso y opresivo estilo no hace sus películas exactamente amigables o accesibles. Incluso sus más célebres obras (The Devils, Gothic, Tommy, The Lair of the White Worm), realizadas en los setentas y ochentas, se han mantenido como objetos de culto por parte de un entusiasta grupo de admiradores, pero rara vez son consideradas "clásicos" del cine universal. Simplemente son curiosidades respetadas por la crítica, pero incapaces de ser tomadas en serio por los excesos visuales e ideológicos que Russell orgullosamente emplea, retándonos a tragar las estrambóticas ideas y febriles imágenes creadas por su desbocada imaginación. Y aunque esos atributos también existen en la cinta Altered States, hubo algo en su manufactura, argumento o contexto cultural que logró convertirla en su más exitosa película. Me atrevería a decir que gran parte de esa fama proviene de sus innovadores efectos especiales y su aparente validación del uso de drogas psicotrópicas como herramientas de investigación y "expansión de la mente". Cierto, los libros de Carlos Castañeda, Terrence McKenna y sobre todo Timothy Leary ya habían propuesto conceptos similares décadas atrás, pero en 1980, sin Internet y sin 100 canales en la televisión, había un vasto abismo cultural entre las bizarras teorías de hippies sesenteros y el cine comercial que apenas exploraba el concepto de "película evento". Entonces, aunque sus ideas ya estuvieran un poco rancias, Altered States representó el primer punto de contacto para muchas personas (incluyéndome) que ignoraban las estimulantes teorías de planos de conciencia paralelos, regresión evolutiva y demás psico-palabrería cuya validez real como ciencia es discutible... pero no deja de ser fascinante para mentes curiosas.

Sin embargo, en lo personal, Altered States me gustó mucho por la historia que cuenta y por los personajes que la habitan, llenos de entusiasmo y propensos a emitir lúcidos monólogos sobre la naturaleza de la conciencia, la esencia de la humanidad, y la realidad misma. La trama comienza en 1967, cuando el doctor Eddie Jessup (William Hurt) decide pasar de la teoría a la práctica con extraños experimentos psicológicos que pretenden investigar el origen primigenio de la mente y el legado de memoria genética que teóricamente reside en nuestras células. Años después, ya casado y con un destacado puesto como profesor en la universidad de Harvard, Jessup decide continuar lo que inició con ayuda de su amigo Arthur (Bob Balaban)... y de una poderosa infusión de hongos alucinógenos mexicanos. El resultado parece ser prometedor... dentro de su tanque de aislamiento Jessup experimenta una regresión mental que le da acceso a la memoria genética de nuestros antepasados proto-humanos... pero las consecuencias exceden las expectativas del científico cuando al poco tiempo empieza a sufrir cambios físicos y mentales que amenazan con transformarlo en uno de esos seres primitivos, totalmente salvaje... y muy peligroso para la blanda humanidad moderna.

Aunque se estrenó en 1980, las imágenes de Altered States conservan el tono y apariencia característicos del mejor cine fantástico de los setentas, y lo mismo aplica a la historia. Como dije, la ciencia que respalda el guión es, en el mejor de los casos, tenuemente verosímil; y en sus peores (pero más entretenidos) momentos, risiblemente absurda. Pero nada de eso importa, pues la seguridad de los actores y sus brillantes diálogos hacen plausibles todos los desvaríos del guión, y generan un aura de realismo que funciona muy bien en el psicodélico universo de la película. El trabajo del William Hurt, Bob Balaban, Charles Haid (como un iracundo médico que se opone a los experimentos del protagonista) y Blair Brown (como la sufrida pero tenaz esposa de Jessup) es simplemente perfecto. No importa qué tan bizarros sean sus parlamentos o actitudes, los actores se encargan de hacerlos creíbles a base de talento y convicción.

Ayuda mucho también la precisa dirección del mismo Russell, quien sabe muy bien cómo balancear las intensas y pesadillescas imágenes con momentos triviales de convivencia humana, libres de afectaciones pero repletos de contenido. De este modo, muchos de los pesados mensajes y lecciones de la película se transmiten en una atmósfera cálida y asimilable, durante fiestas, reuniones, pláticas de amantes... un enfoque muy distinto a las películas de ciencia ficción de los cincuentas, donde usualmente había un Científico (así, con mayúscula) dando cátedra a un grupo de soldados, astronautas o (mi favorito) estudiantes boquiabiertos ante la sapiencia del adulto. Russell encontró un modo perfecto de alterar esas pedantes escenas, y no sólo hacerlas más accesibles, sino incluso emotivas y relevantes para el impacto de la película.

Supongo que algunas personas podrían escandalizarse por la liberal actitud de la película hacia el uso de drogas, y por las resultantes alucinaciones pseudo-religiosas y profanas (como la célebre crucifixión de un hombre con cabeza de carnero... con ocho ojos), pero considero justo que se pongan en el contexto apropiado para disfrutarse plenamente; después de todo, los setentas vieron el origen de la cultura químico-dependiente que vivimos hoy en día, y Altered States simplemente refleja el momento histórico que sembró las semillas cuyos frutos ahora recolectamos. Conviene recordar que las actuales drogas de moda (incluyendo el ecstasy , y demás farmacopea recreativa) tuvieron su origen en aquella década... usualmente como medicamentos auxiliares en el tratamiento de condiciones psicológicas o psiquiátricas.

Pero independientemente de su (teórica) importancia social, Altered States es una excelente película de inusual poder, tremendamente entretenida y fascinante tanto por sus excesos visuales como por la sutileza de su dirección. Sería absurdo menospreciarla por evadir la realidad científica de las sustancias psicotrópicas; simplemente hay que dejarse llevar por su vigorosa narrativa y tomarla como una potente pero inofensiva droga que nos abrirá los ojos durante noventa minutos a nuevos planos de conciencia (narrativa) e inusuales experiencias sensoriales. Queda por parte del espectador decidir si el experimento tiene consecuencias duraderas o si sus efectos pueden descartarse inmediatamente... aunque dudo que haya muchas personas inmunes a la infección ideológica de Russell.
Calificación: 10

12 comentarios:

@lfredo dijo...

A mí me gustó muchísimo esta película, sus imágenes impactantes a veces surrealistas siempre los traigo en la memoria pese a que llevo muchísimo tiempo que no lo he vuelto a ver.
Tienes mucha razón de haberla incluido entre los clásicos, pese a que su premisa sea seudo-científica e inspirada en la charlatanería (los citados Castaneda y McKenna son lo gurúes más representativos de esa tendencia), de todos modos si uno no se lo toma a pecho, es muy disfrutable como film de ciencia-ficción -o fantasía onírica, quizá-.
¿Habrán sacado alguna edición en DVD de Altered States?, porque esta reseña me ha dado ganas de volverlo a ver.

Saludos.

NaNcY bOy dijo...

Wow, si sabes donde la puedo conseguir dime, me muero por verla, pase rapidisimo, el lunes vi REC, el martes vi, Dawn of the dead (remake), anoche vi planeta terror, y hoy vere psicosis, que semanita la mia

Anónimo dijo...

que tiene que ver el cine clásico ahora??? lol

Anónimo dijo...

wow! que gran clásico, recuerdo que la primera vez que la vi me asustó mucho

Pablo del Moral dijo...

@lfredo: Buena pregunta... recuerdo que hace varios años, cuando Criterion sacó su excelente DVD de Videodrome se había comentado que le darían el mismo tratamiento a Altered States. Pero buscando en Amazon y MovieWeb muestra que nunca llegó tal lanzamiento ¿Seguirán preparándolo o se habrá cancelado? En página oficial de Criterion no hay mención alguna. Lástima, pues sería fascinante escuchar el comentario de Russell y demás "culpables". Muchos saludos y gracias.

NaNcY bOy: Excelente semana! Qué bueno que los DVDs nos permitan armar esas "muestras de cine" personales. En cuanto a Altered States, compré el DVD sencillo en Amazon.com, por menos de 8 dólares. No tiene extras ni material adicional, pero creo que la pura película lo vale. O puedes tratar de cazarla en algún canal de cable... tengo idea de haberla visto anunciada hace meses, pero no recuerdo el canal. Mucha suerte! Ojalá logres verla.

Anónimo 1: No entiendo bien tu pregunta, pero así como en Cinencanto había Película del Mes, en Imagen En Negativo habrá ocasionales artículos sobre películas que no sean de estreno, pero que siempre me han gustado. Espero que las disfrutes.

Anónimo 2: Interesante reacción... no había considerado que pudiera tener ese efecto, pero es totalmente válido. Gracias por compartir.

Yamir dijo...

Nooo,si no pasaba por aca habria pasado mas tiempo sin recordar esta peli.
Pablo,que bueno que hayas mencionado esta pelicula.
Tuve la fortuna de verla cuando era casi un chico,ya que las ideas que batia(charlataneria que expresaba) inducia a la imaginacion.

Aprovecho para hacer un breve comnentario:que corruptas son la administracion de los canales en distintos paises.Por lo menos en Argentina,antes daba peliculas pero de verdad,pero desde un dudoso evento,se perdio TODO,y simultaneamente empezaron a llegar m.... de Hollywood y programas basuras en poder de si se quiere,nefastos personajes,que se adueñaron de la programacion,y entre canales rivales hay acuerdos...en fin... en otra ocasion tal vez aclare mas sobre esto,y ver si alguien piensa similar a mí sobre este tema

Salu2

@lfredo dijo...

Para que veas la vida tiene cosas curiosas: en HBO para Hispanoamérica pasaron ayer en la noche Altered States, pero lo vi un poco empezada por lo que no pude grabarlo en mi DVD. Una verdadera pena para mí, pero como la versión hispana de HBO está últimamente reponiendo de vez en cuando algunos clásicos de los ochenta, esta vez estaré preparado (y que esta información valga para los lectores del blog que tengan cable y para que estén prestos a disfrutarla).
¿Quizá esto sea la señal que estarán pronto a editar la película en DVD? Yo espero que sí ;-)

Saludos.


Saludos.

Pablo del Moral dijo...

Yamir: Qué bueno que te trajo buenos recuerdos el artículo. Y en cuanto a la corrupción en las televisoras, dudo que se limite a Argentina. Después de todo, la tele es un negocio como cualquier otro, y en casi todos los negocios lo que ayuda a la empresa perjudica al cliente y viceversa. Nadie parece encontrar el balance entre ambos beneficios. Pero bueno... como dices es tema para otro día.

@lfredo: Qué coincidencia! Ojalá HBO encuentre el tiempo para repetirla. Creo que nadie se molestará si se omite una exhibición más de Space Jam o Los Piratas de Caribe...

Nicolás dijo...

Yo la conseguí trucha en xtopweb.com. Tremenda película.

¿Pseudo ciencia? mmmmmmmmmmmmm Es en lo único que no coincido con el autor del artículo.

¿Estuviste alguna vez en un tanque de aislamiento? ¿Cómo podés afirmar que no hay información o destellos en nuestra genética de nuestros antepasados?

Lo único que sé es que es una película que rompe muchos paradigmas. Es muy interesante una reflexión que prácticamente pasa inadvertida al principio de la película, en la cual el personaje de william hurt sostiene que la locura podría ser una estado distinto de conciencia o un estado de conciencia expandida. Va muy en consonancia con conceptos de La Historia de la Locura, libro de Michel Foucault.

Más que clásico o rótulos cliché de ese estilo, la llamaría una película "rompe marotes".

Pablo del Moral dijo...

Nicolás: No quise ofender con mi comentario de "pseudo-ciencia". Y no niego que puedan ser ciertos los conceptos que enarbola Altered States, pero tampoco puedo aceptarlos a ciegas. En cuanto a tu pregunta, no, nunca he estado en un tanque de aislamiento (a menos que consideres un tanque de asilamiento el cine totalmente solo durante una exhibición de "Glitter"), y tampoco puedo probar un negativo como el que mencionas. Pero si alguien consigue pruebas fehacientes de esa teoría seré realmente feliz. Muchos saludos y gracias por tu mensaje.

Vick dijo...

Pues como decia el amigo, el sabado 18 de abril a las 12:00 am o 1:00 am pasaron en HBO altered states, yo tenia mucho que no la veia y me quede a verla, porque si hubo algo que me atrajo de la pelicula es la preciosa fotografia de Jordan Cronenweth, me pregunto porque no vemos mas cintas con este tipo de foto, y sin duda las actuaciones hace creible la historia, aunque a la hora de las imagenes oniricas o surrealistas, todos sabemos que no hay mejor artista en eso que David Lynch porlo que encontre el surrealismo de Russell un buen intento pero talvez estudiar pintura o alguna otra fuente de inspiracion le hubieran ayudado mas.
Me parece interesante el punto que tratas sobre la dependencia modernas a las drogas y sin duda es un problema mundial, que tanto problemas ocasiona como drogadiccion y narcotrafico, ¿que se podria hacer? ¿legalizarlas? el comediante Chris Rock dijo un comentario al respecto en una rutina de su show del porque EU no legaliza las drogas, es interesante su vision

Pablo del Moral dijo...

Vick: Creo que Chris Rock es uno de los mejores comediantes contemporáneos, y aunque no recuerdo específicamente esa rutina, sospecho que tiene razón. En lo que a mi respecta, mi sugerencia hubiera sido legalizar todo... hace cincuenta años. Creo que hoy en día ni esa extrema medida lograría sofocar la violencia que genera el tráfico de drogas. Pero bueno, supongo que es uno de esos problemas sin solución. Muchas gracias y saludos!